PROVINCIA-MANZANARES

El gobierno municipal de Manzanares se reunirá con las asociaciones para ultimar el presupuesto de 2018

El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Manzanares iniciará en los próximos días una ronda de reuniones con asociaciones y colectivos de la localidad para, en función de sus necesidades y demandas, ultimar el presupuesto municipal del año 2018. Así lo anunció este domingo el alcalde, Julián Nieva, durante la V Jornada de Convivencia Vecinal organizada por la Asociación de Vecinos del barrio Nuevo Manzanares, en la que hubo comida popular con migas para 500 personas.

El alcalde encabezó la representación del Ayuntamiento que participó en esta jornada de convivencia que por quinto año reunió al vecindario del Nuevo Manzanares en la plaza de Luis Buñuel y a la que también asistieron representantes de otras asociaciones vecinales de la localidad. Éstas, junto a otros colectivos de índole deportivo, cultural, etc., tendrán protagonismo en la confección del próximo presupuesto municipal, según anunció Julián Nieva.

El equipo de gobierno está ultimando las cuentas de 2018 y quiere conocer de primera mano las prioridades de las diferentes asociaciones para conjugar las posibilidades presupuestarias con las necesidades vecinales, según Nieva, que anunció para las próximas semanas una serie de reuniones con todas ellas.

Además de la comunicación directa de las asociaciones vecinales con la concejala del área, Gemma de la Fuente, el gobierno municipal de Julián Nieva apuesta de esta forma por el movimiento vecinal “como mejor manera de resolver los problemas y conocer sus reivindicaciones, siempre razonables”.

Según el alcalde, las distintas asociaciones representan a la sociedad manzanareña y, de esta forma, se hace partícipe a ésta de la elaboración del presupuesto municipal. El Ayuntamiento quiere en 2018 hacer un esfuerzo especial en la mejora de los acerados, de zonas verdes y del mobiliario urbano de diferentes barrios, según expresó Nieva ante Eusebio Espinosa, presidente de la Asociación de Vecinos del Nuevo Manzanares, organizadora de esta jornada de convivencia.

Espinosa agradeció el apoyo municipal y destacó la buena relación y colaboración que tiene su asociación de vecinos con el Ayuntamiento. Dijo que el objetivo de esta jornada de convivencia anual, con zumba, hinchables infantiles y migas para 500 personas, es “hacer barrio” y que tras la comida, el vecindario pudiera pasar una tarde agradable.

El presidente de la asociación vecinal habló de un buen momento para el barrio y se mostró convencido de que la progresiva instalación de ascensores por las diferentes comunidades de vecinos de sus diferentes fases “le hará ser un barrio puntero y entrar definitivamente en el siglo XXI”.

A diferencia de la edición del año pasado, en las que la necesaria lluvia fue protagonista, este domingo hizo muy buen tiempo. Los vecinos de éste y otros barrios, por dos euros el plato, degustaron migas del pastor elaboradas por la asociación de vecinos “San Isidro”, de Daimiel. Los más pequeños pudieron jugar gratuitamente en un futbolín y un castillo hinchables.