CIENCIA CON JORGE ONSULVE

Mi vida como divulgador científico. De la frustración a la alegría

Foto de Jorge Onsulve Orellana
Foto de Jorge Onsulve Orellana

En esta primera intervención en la nueva sección para Actualidad Valdepeñas (Ciencia con Jorge Onsulve) me gustaría hacer una reflexión personal sobre los últimos tiempos donde  la frustración pasó de largo y la alegría se ha implantado.

Seguro que es conocida por todos vosotros mi pasión y dedicación para que la Ciencia con Mayúsculas esté al alcance de todos. Mi método es bien sencillo, estar cerca de las personas y hacer que la Ciencia sea atractiva y asequible.

A lo largo de todos estos años me he encontrado algunas piedras en el camino. Personas sin escrúpulos que solo miran por sus intereses intentando apoderarse de todo por lo que he luchado. Pero la Ciencia está muy por encima de las mediocridades. Divulgar consiste en compartir, aproximar y ofrecer el 100% de todos tus conocimientos a aquellos que descubren los fenómenos de la naturaleza por primera vez. Por suerte para mi he recibido una gran respuesta en forma de apoyo por parte de los profesionales del mundo de las ciencias y humanidades. Algo bien habré hecho para que me haya sentido arropado por tantas personas. Me quedo con una frase de un gran científico que en un mensaje dándome ánimos me dijo” “La Ciencia es todo. Nosotros formamos parte de ella…las personas como tú hacen que el resto de la humanidad sean partícipes de los acontecimientos científicos” Y así unas tras otras muestras de apoyo ¡Ha sido impresionante!

Ahora estoy involucrado en varios proyectos de mucho calado a nivel nacional. A su vez, me gustaría proponer nuevas actividades científicas al Ayuntamiento con la colaboración de instituciones científicas. Estoy en un momento dulce donde las ofertas no paran de llamar a la puerta. Nunca hubiera pensado que ahora mi mayor preocupación es aprender canalizar y distribuir el tiempo para poder hacer cuantas más cosas mejor y de calidad.

Atrás quedan los tiempos duros. Ahora se vislumbra un horizonte cargado de posibilidades. Varios proyectos educativos de globos sonda, incluir la electrónica en Primaria, diseño de fuselaje y electrónica para cohetes, antenas de transmisión de señales por satélite y un sinfín de actividades en las que los más jóvenes descubrirán nuevas experiencias. También seguiré con mis colaboraciones en eventos científicos de forma directa o indirecta. Incluso organizadas desde la nueva Institución Gavalab de la Unión de Cooperadores de Gavà (Barcelona) para toda España. Y como no, desde la Red Nacional de Ciencia Ciudadana donde la máquina del equipo de colaboradores seguirá diseñando y trabajando en futuros proyectos.

A lo largo de los años he aprendido que cuando divulgas Ciencia te conviertes en el más ignorante de todos los participantes. Te vuelves cada vez más humilde y transmites de forma más directa, más humana. Todo lo que se salga de esta norma está abocado al fracaso. Divulgar no es alzar la voz por encima de los demás, es convertir la tuya en un susurro. Divulgar no consiste en grandes momentos pensando en el protagonismo personal cuando los verdaderos protagonistas son los oyentes. Divulgar no requiere de grandes inversiones, solo de mucha imaginación y amor por lo que estás haciendo. Divulgar es sacar lo que llevas dentro sin pedir nada a cambio, ¡mentira! solo una cosa, que los receptores se apasionen los suficiente para que en el futuro ellos se conviertan en los emisores de la Ciencia.

Entrando en la página solicitadaSaltar publicidad