CIENCIA

¿Cómo capturar un asteroide y ponerlo en órbita con la Luna?

A finales de los 70 TVE emitían una serie de ciencia ficción que muchos de los que estáis leyendo recordaréis: Espacio 1999. Tras una colisión apocalíptica la Luna se alejaba de la órbita de la Tierra. En nuestro satélite se había establecido un asentamiento humano que…bueno, no sigo destripando el argumento.

Esta serie es una buena historia de Ciencia Ficción, pero ¿Cuándo veremos bases permanentes en la Luna? ¿Viajaremos a Marte? ¿Y a la las lejanas lunas de Júpiter, Saturno…y a los confines de nuestro Sistema Solar? ¿Y a otros sistemas más lejanos?

Hace unas semanas publiqué en ADValdepeñas el futuro de los asentamientos en la Luna y Marte, pero hoy vamos a capturar un asteroide y ponerlo en órbita lunar.

asteroide

Para comenzar esta aventura os presentaré uno de los mayores retos tecnológicos que se desarrollará en los próximos años. Va a ser difícil pero factible.  La misión ARM (Asteroid Retrieval Mission), será un artefacto de unas 18 tm  equipado con un globo o saco que capturará un asteroide. El sistema de propulsión será eléctrico,  gas xenón y propelentes hipergólicos. Está prevista que está misión sea operativa en la próxima década. En el 2030 podría estar en órbita a una distancia suficiente para quedar en posición geoestacionaria respecto a la Luna. (el denominado Lagrange 2). Luego se enviaría una cápsula Orión con astronautas abordo, lanzada desde el cohete Atlas V 551, para explorar y analizar el asteroide. El principal handicap de esta misión es cuál va a ser el asteroide elegido para la captura. Existen algunos candidatos pero de momento lo están deciciendo.

astronauta

¿Para qué quiere NASA capturar un asteroide? Sin duda será otro reto tecnológico y científico que nos aportará muchos beneficios. No se hacen estas cosas de forma deliberada simplemente para alardear quien es el mejor y  quien no. Hay que recordar que las misiones Apollo fueron muy criticadas por la opinión pública pero los desarrollos tecnológicos que supuso llegar a la Luna han permitido salvar muchas vidas: resonancia magnética, GPS, telefonía móvil, etc. Y no digo de otros aspectos más cotidianos ¡Siempre que le pongáis un pañal a vuestro bebé pensad que fue un avance para mejorar la higiene en las misiones espaciales!

El estudio de estos cuerpos celestes permitirá conocer mejor la formación del Sistema Solar. También podríamos determinar hasta que punto sería factible el establecimiento de explotaciones mineras en estos cuerpos. Muchos asteroides son de estructura metálica con altos contenidos en hierro. Otros portan tal cantidad de agua congelada que podrían abastecer a regiones enteras de nuestro planeta. Y quien sabe, muy posiblemente podríamos utilizarlos como bases permanentes.

¿Es peligroso acercar tanto un asteroide a la Tierra? En principio tendríamos que descartar cualquier tipo de colisión con nuestro planeta. Se escogería un cuerpo rocoso de pequeñas dimensiones. Se habla de unos 7 metros y unos 500 tm. Lo suficientemente pequeño para poder actuar sobre él para evitar un encuentro no desado.

Capturadepantalla20130612alas18

Algunas empresas como Planetary Resources y Deep Space Industries están invertiendo en esta misión, donde la minería espacial tendrá mucho que decir.

El futuro está llamando a la puerta y parece que tengamos el timbre estropeado. La exploración de lugares desconocidos es una necesidad implicita en el ADN humano. Hace 600 años era una evidencia, ahora tienen que ser una nececidad porque, a no ser que se adopten medidas urgentes hacia nuestro planeta, la Tierra comienza a hartarse de nosotros. Debemos cuidarla, mimarla. Estamos obligados a dejar en herencia a nuestras futuras generaciones un planeta sostenible y maravilloso. Pero también no deberíamos dejar de lado lo que tenemos delante de nuestros ojos. Ese fantástico espectaculo nocturno nos está llamando, nos está pidiendo que lo exploremos. Antes de realizar el último viaje, me gustaría contemplar en el horizonte ese punto azul pálido...aunque creo que no llegaré a tiempo.