CULTURA

Silvia Salgado: 'Al final, somos justo lo que queda en el medio: el intermedio que somos'

Silvia Salgado, autora de la novela "El intermedio que somos"
Silvia Salgado, autora de la novela "El intermedio que somos"

Este jueves 28 de noviembre, a las 19:30 horas y en el Centro cultural "La Confianza", la escritora Silvia Salgado presenta su última novela "El intermedio que somos". Silvia vivió durante una década en Valdepeñas, actualmente vive en Mera, un pueblo pesquero de A Coruña (Galicia). También es autora de novelas como "Mientras hilan las mariposas" y "La aldea" (novela esta última por la que la entrevistamos en Actualidad Valdepeñas) y siempre está detrás del blog www.tulipanesdefresa.com. Con Silvia hemos hablado sobre su última novela que se publicó el pasado 16 de noviembre a través de la editorial EXCELLENCE.

“El intermedio que somos” es tu tercera novela ¿Qué nos vamos a encontrar en ella?

El intermedio que somos es la historia de una familia cualquiera, narrada a dos voces por Laura y Amanda, madre e hija. Es una novela emocional y emocionante sobre los secretos que se forjan, se guardan o se liberan en todas las casas. Laura los guarda en una caja de latón, Amanda no tiene “caja” y va a descubrir que a su madre no le cabe nada más en la suya. La narración va dando saltos en el tiempo, y giros, como si fuera un viaje en el que se termina aceptando un pasado, única carretera que les permitirá avanzar.

Está llena de personajes fuertes y entrañables, cada uno con sus propias historias detrás, que las ayudarán en ese camino. Y además vais a encontrar música, sabores, árboles, y fotografía. La fotografía es muy importante en El intermedio que somos.

¿Por qué este título y si va a remover emociones?. Esta novela yo la intuí a partir de una idea. Mi idea era hablar del “Antes”, ese antes que todos tenemos en nuestras vidas, y del después de ese “Antes”. Me di cuenta que, al final, somos justo lo que queda en el medio: el intermedio que somos. Debemos aceptarlo, la vida es un regalo. Con mi editora, Isabel Montes, discutimos mucho el título de esta novela. Pudo llamarse: Antes del lunes.

La edición es muy bonita. ¿Puedes hablarme del sentido de la ilustración?

La edición es maravillosa, fruto del trabajo del equipo humano que hay detrás del Sello Excellence, el nuevo sello de edición convencional del grupo Angels Fortune Editions. Excellence tiene como premisa publicar historias inolvidables. Así que imagina mi satisfacción personal. La ilustración de la portada es obra de Sarai Llamas, artista y diseñadora creativa con una larguísima trayectoria profesional. A medio camino de estar escribiendo El Intermedio que somos, tuve claro que solo ella podía ser capaz de transmitir lo que yo quería. La llamé, le conté la historia y me dio un sí rotundo. Y ahí están esos pulmones que respiran vida y fuerza interior. Y el principio de una bonita amistad, también.

EL INTERMEDIO QUE SOMOS

Esta novela es producto de la experiencia, de algún caso cercano y conocido o simplemente de tu imaginación

Este trabajo es pura ficción narrativa. Los personajes y las historias que se cuentan, son fruto de mi imaginación. Hasta uno de los escenarios principales donde acontece la historia, Brétema, también lo es. Yo escribo para ordenar mi mundo, eso es cierto, porque me emociona lo cotidiano y, de alguna manera, mis inquietudes, lo que me revuelve por dentro, sale.

¿Por qué el protagonismo en esta ocasión es el de la familia? 

No creas. Si has leído mis anteriores trabajos: Mientras hilan las mariposas y La aldea ( Ed. Siete Islas), puedes apreciar que siempre la familia es un tema recurrente para mí. No tengo problema en reconocer que es en ella, en la familia, donde yo encuentro la chispa de todos mis trabajos. Son un universo lleno de posibilidades y la base de nuestra sociedad.

¿Cuánto tiempo te ha llevado escribirla y si has necesitado  investigar, puesto que en la novela aparece un niño con síndrome de Asperger?

Escribir El intermedio que somos, me ha llevado un año de trabajo. Uno difícil. Es como si hubiera escrito esta novela en un invierno de cuatro estaciones. Pero decidí acabarla en primavera. Ya no me da miedo que me tachen de optimista. Hay un gran trabajo de documentación detrás. No solo respecto al asperger del personaje de Mateo (hermano de Amanda en la novela), para el que mantuve largas conversaciones con familias en la misma situación y leí lo que no está escrito. Sin embargo, quiero aprovechar para insistir que no es esta una novela sobre Asperger. Mateo fue sin duda mi personaje más complicado de construir, no quería caer en tópicos ni en sensiblería. Tuve que documentar mucho la obsesión, la pasión del personaje por los árboles, un tema que ahora me apasiona de forma personal. Pasé también largas horas en la biblioteca militar de A Coruña, para documentar la farmacia militar. Pero el verdadero trabajo detrás de esta novela, está en la fotografía, que sigo estudiando.

Vives en Galicia, al lado del mar ¿Es inspirador para una escritora sensible como tú?

El mar es inspirador para cualquiera. Soy consciente de mi fortuna, porque vivo, en el sentido más literal, besando al mar. Puedo verlo de todos los colores posibles y escucharlo en calma o ensordecerme por su estrépito. Sí, es mucho más fácil escribir teniéndolo cerca.

Presentas esta novela en Valdepeñas el jueves 28 de noviembre a las 19:30 horas en el Centro Cultural La Confianza ¿Qué supone para ti esta ciudad?

Esta ciudad fue mi hogar durante casi una década. Volver a casa me llena de emoción. Está llena de amigos entrañables y de momentos inolvidables.

Finalmente, aunque ya sabemos que aquí se está leyendo  ¿qué dirías a los valdepeñeros para que lo lean?

Te contaré un secreto. La novela transcurre en dos escenarios principales, Madrid y Brétema. Pero hay otros dos paisajes importantes en la historia y uno de ellos es Valdepeñas. Su calle mediodía atraviesa el corazón de la historia.

Sinclaire Makeup Artist

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad