EMPRESAS

Cómo elegir al mejor influencer para recomendar tu marca

De un tiempo a esta parte, esta nueva profesión crece como las setas en otoño.

Sin título-1

No pongo en duda que aportan a la nueva sociedad online un punto de vista fresco y creíble. Aunque siempre me han asaltado algunas dudas.

¿De verdad te crees a todos los influencers? Si yo me pongo un sombrero ridículo y me grabo un vídeo mientras, por ejemplo, voy a por el pan ¿Le interesa a alguien? ¿Soy influencer? ¿Qué diferencia hay entre un influencer y un aspirante?

¿Cómo distinguir un buen influencer de un crack de la nada?

¿Cómo saber a quién seguir y quién puede ser bueno para potenciar mi marca?

Primero deberías conocer los distintos tipos de influencers que hay catalogados ¿No crees?

Sí, lo has leído bien, hay distintos tipos.

Entonces ¿Cómo puedo elegir a uno no demasiado caro y rentable para que sea imagen de mi marca? Existen unas métricas infalibles y muy lógicas en las que basarse. Te las detallo a continuación.

Sin título-11. Número de followers. No es oro todo lo que reluce, pero es un comienzo. Deben ser seguidores de calidad, no vale comprar al por mayor el primer paquete de bots que te ofrezcan y decir que eres influencer.

Así, dependiendo de la cantidad de seguidores, se distinguen los siguientes tipos:

- Nanoinfluencer: Entre 5 y 10.000 followers

- Microinfluencer: Entre 10 y 50.000 seguidores

- Influencer: Entre 50 y 100.000 followers

- Macroinfluencer: Más de 100.000 followers

Dependiendo de la cantidad de seguidores, el precio de la representación, lógicamente, variará.

*Recuerda. Igual variará la cantidad y el tiempo en el retorno de la inversión. Un equilibrio entre ambas, sería perfecto.

Sin título-12. Engagement. ¿Cuánta participación tienen sus publicaciones? Como te comentaba más arriba. Debes buscar a alguien con un mínimo de “gancho” o engagement, si no, tu inversión se verá dañada y será un gasto puro y duro. Tampoco tendrá feedback lo que desembocará en el no cumplimiento de objetivos (y no queremos que eso pase).

23. Contenido y estilo que comparte. No sólo el engagement es importante, si éste no tiene nada que ver con tu target ¿De qué te sirve? Por ejemplo. Si quieres vender carpetas escolares y el influencer elegido es de la tercera edad, no tiene mucho sentido ¿no?

3 4. Afinidad con la marca. Debe haber una buena sintonía entre imagen y marca. Stevie Wonder no anunciaría lentillas ¿No crees? Sin embargo sería una gran imagen de marca para una clínica veterinaria, a la que llevara a su perro guía. Aportaría confianza, emocionalidad y reputación al anunciante.

4 5. Tener el mismo perfil que nuestro target. ¿Cómo le venderías un coco a un mono? Dándole el coco a otro mono. Bien, tras esta broma… Estamos cansados de ver influencers que anuncian productos que no van con ellos, que ellos no usan, o no comprarían jamás. Ese tipo de relación acaba traspasando la pantalla del ordenador o de la televisión y acaba por cortocircuitar tu cabeza sin saber en qué y producir rechazo. Como ves, todo va hilado.

56. Mismo sector. Esta parte es más complicada. Se puede mimetizar con la marca si se parte de una afinidad con ella, por ejemplo, pertenecer al mismo target. Recuerdo hace muuuchos años un personaje que anunciaba una bebida gaseosa. No creo que él perteneciera a ese sector. Pero sí que tenía una imagen muy definida y un contrato en exclusiva con la marca de bebidas.

67. Constancia en publicaciones. Si miras en las redes sociales del influencer seleccionado y ves que lleva meses sin publicar contenido, sal corriendo. Bueno, por lo menos deberías replantearte su contratación.

7  8. Si ha colaborado con la competencia. ¿Te imaginas a Isabel Preysler vendiendo otros bombones que no fueran Ferrero Roché? ¿O a George Clooney bebiendo otro café que no fuera Nesspreso? Puede darse, pero no sería muy ético ni para la imagen de la marca, ni para el resultado. Los consumidores acabarían por hacerse un lío que no beneficiaría a tu empresa.

Y te voy a añadir un punto extra. El punto 9. Es igual de importante, si no lo es más que los anteriores.

8  El Compromiso. El no incluir el hashtag convenido. El no usar tu producto en sus publicaciones según acuerdo, debería ser más que suficiente para rescindir un contrato.

Como ves en todas las profesiones hay personas influyentes y luego están los cracks de la nada.

A continuación te pongo una infografía resumen de todo esto. Así es más visual.

10

¿Has contratado alguna vez para alguna campaña a un influencer? ¿Cómo resultó? Me gustaría conocer tu experiencia. Cuéntamelo en Comentarios.

Si te ha gustado este artículo y crees que puede ayudar a más personas como tú, compártelo en tus redes sociales.

Sobre mí

Me llamo Leticia Sánchez de Pablo y soy Consultor Senior de Comunicación Corporativa e Institucional.

leticia sanchez de pablo

Pienso en el futuro de tu empresa como en una Marca Personal. Humanizada, con gran contenido de valor y con unos trabajadores que serán tus mejores Embajadores de Marca.

Remontar las ventas. Potenciar tu marca.

Mostrar tu profesionalidad y liderazgo.

Suena bien ¿Verdad?

Puedes contactar conmigo en el mail [email protected]

También puedes suscribirte a mi blog en este enlace Suscripción blog Leticia Sánchez de Pablo

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad