PROVINCIA-LA SOLANA

Acto de afiliados en La Solana con equipo de José Luis Blanco

Miembros del equipo del candidato a la secretaría regional del PSOE  en Castilla La Mancha, José  Luis Blanco, señalaron en su intervención en un acto con afiliados socialistas de La Solana, que si consiguen la victoria el 30 de septiembre, serán los militantes los  que elijan a  quienes ocupen las  candidaturas para las  diferentes elecciones.

Así lo señalaron los componentes de  ese equipo Agustín González y Juan Ángel Amador, en  declaraciones a los medios de comunicación antes de contactar con los militantes en la Casa del Pueblo, insistiendo en  que el deseo de la candidatura que presentan es la de dar la palabra a la militancia,  para que las decisiones no sean  el coto de unos pocos y los que se han ido del partido vuelvan al mismo.

Señalaron que las primarias en la región,  se deben a que ha habido un militante atrevido, con gestión reconocida como alcalde de Azuqueca de Henares,  que apoya el proyecto de Pedro Sánchez para España, que es el que él quiere  para Castilla La Mancha.

Insistieron en el valor que tiene la palabra y, al respecto, recordaron que  José Luis Blanco fue el primero que pidió la dimisión de Page como secretario regional, cuando dijo que si ganaba Pedro Sánchez dejaría el cargo, recordando la actuación que tuvo el también presidente regional en el Comité Federal del año pasado, cuando estuvo a la cabeza de la defenestración de Sánchez y al poco tiempo dijo que  se dejaría la piel para llevarlo a la Moncloa.

Señalaron que lo que debe hacer Page es  gobernar Castilla La Mancha, una región en la que  dijo, se ha perdido la mitad de la militancia socialista, que ellos dijeron intentan recuperar, aunque no piensan que el PSOE está dividido pero se deben desarrollar los valores del 39 Congreso Federal, recuperando a la juventud y no ser la segunda fuerza política de la región.

Para los componentes de la candidatura de Blanco existen  dos modelos de partido, el que ellos defienden en el que se desarrolle  lo aprobado en el 39 Congreso,  acordado por la militancia,  y al que algunos no quisieron ir ni tan siquiera de invitados.

Se extrañaron que en una Agrupación como la de La Solana, en la  que  fueran 57 los militantes que votaran a Pedro Sánchez y, ahora, apenas haya avales para el candidato que disputa la secretaria a Page, añadiendo que si ellos consiguen ganar los diputados provinciales, regionales, nacionales y senadores  serán elegidos por la militancia  con sus votos y no por medio de pactos, añadiendo  que  se ha abierto la caja de Pandora y si el PSOE no cambia desaparecerá, porque en pocos años se les han marchado cinco millones de votos.

No obstante piensan que, gane quien gane, el candidato ganador deberá llevar a efecto las resoluciones del 39 Congreso, en el que la militancia refrendó al secretario general Pedro Sánchez, que había sido defenestrado y acuchillado