PROVINCIA-LA SOLANA

El colegio El Santo de La Solana estrena un mural gigante elaborado por el programa EMPU-G

Un grupo de adolescentes integrantes del Programa Empu-G, perteneciente al Plan Municipal de Drogas, ha pintado un gigantesco mural de cien metros cuadrados en una pared del colegio público El Santo. El dibujo hace una alegoría al famoso cuento poético de ‘El Principito’ y es el resultado de una actividad alternativa que se ha prolongado desde el mes de enero.

Para dar a conocer la conclusión del proyecto y coincidiendo con el inminente final del curso escolar, se organizó un acto de convivencia entre los participantes del programa Empu-G y la comunidad educativa del colegio El Santo. El objetivo era presentar el trabajo final de una forma vistosa, según indicó el director del centro escolar Javier Escobar. Por eso se diseñaron diversas actividades con talleres de globoflexia, marcapáginas y de baile.

-Empu-.G-1 (Copiar)

Escobar se mostró muy satisfecho de esta aventura que arrancó en el mes de enero y que posteriormente desembocó en otro proyecto que giró también sobre ‘El Principito’ en actividades relacionadas con la lectura y el carnaval, entre otras.

El docente dijo que el proyecto planteado dentro del Programa Empu-G encajó muy bien. Los adolescentes participantes se implicaron desde el primer día para expresar su talento en la pared facilitada por el colegio, mientras que el ayuntamiento colaboró con algunos materiales y pintura, argumentó. Escobar señaló que se había hecho un trabajo excelente con una perfecta coordinación.

La concejala de sanidad, Alejandra Delgado, también estuvo en la actividad para recalcar que estaban encantados de colaborar con el programa en sí y costeando una parte de las pinturas y los materiales.

La coordinadora del programa Empu-G en La Solana, Lucía Serrano, se mostró muy contenta con el resultado, recalcando el compañerismo, el esfuerzo y el compromiso de los chavales desde el principio. Han sido un total de dieciséis adolescentes, con edades comprendidas entre los 16 y los 19 años, los que han trabajado en este novedoso proyecto que se ha ido confeccionando cada viernes desde el mes de enero.

Serrano reconoció que este mural será el inicio de otros trabajos similares en otros centros educativos de la localidad, habiendo recibido propuestas desde algunos colegios.