PROVINCIA

Doce hombres participan en el curso de cocina casera organizado por el centro de la mujer de Manzanares

Una duración de veintiséis horas ha tenido el curso de cocina exclusivamente dirigido a hombres que se ha desarrollado en Manzanares, organizado por la concejalía de igualdad y el centro de la mujer, con un total de doce alumnos participantes, donde han podido formarse teórica y prácticamente en aspectos relacionados con alimentación, dieta saludable y equilibrada, así como preparación y elaboración de diferentes platos, familiarizándose con este entorno relacionado con la gastronomía.

Participantes en el curso de cocina para hombres
Participantes en el curso de cocina para hombres

La concejal de políticas de igualdad del ayuntamiento de Manzanares, Beatriz Labián, ha sido la encargada de poner el broche final a este interesante curso que han calificado, tanto desde la propia concejalía como desde el centro de la mujer y los propios participantes de muy positivo. Además, “se ha conseguido acercar a los hombres al centro de la mujer, y que sean partícipes de las actividades que se organizan”, señala Marisol Camuñas, técnica del área social del centro de la mujer. Se pretende conseguir aumentar entre los hombres su corresponsabilidad y autonomía en al ámbito doméstico.

Beatriz Labián informaba en la clausura que estos cursos se llevan organizando desde 2005, gozan de una gran demanda, son cursos que gustan y por supuesto tienen una gran utilidad. El objetivo es fomentar la corresponsabilidad en el hogar y aumentar la autonomía en los hombres, la importancia de compartir las tareas domésticas  y que los hombres puedan sentirse capacitados para ello, con lo que aumentan su seguridad y autoestima.

Durante el desarrollo del curso de cocina casera entre el 1 de marzo y el 21 de abril, un total de doce hombres de todas las edades se han formado durante veintiséis horas en importantes aspectos gastronómicos, llegando a preparar semanalmente entre cinco y seis platos como arroz al horno, caldereta, tiznao, variedades de cocina casera y diferentes postres.

Paralelamente al curso de cocina casera, se aprovecha para realizar una breve sesión de sensibilización sobre igualdad. Aquí la concejal de políticas de igualdad pone sobre la mesa “la necesidad de romper estereotipos que impiden seguir avanzando en temas de igualdad porque aún hay micromachismos que hacen que esa igualdad no sea completa”.