PROVINCIA-VILLARRUBIA DE LOS OJOS

El grupo socialista de Villarrubia de los Ojos considera que la concejala de festejos "debería dimitir por los fallos de organización de las Fiestas"

El grupo socialista de Villarrubia de los Ojos denuncia que tanto en la presentación del libro de Feria y Fiestas, como en la pasada gala del 6 de septiembre, el contenido electoralista del equipo de gobierno fue la nota predominante, sobre todo en el pregón inaugural, en el que Doña Encarnación Medina Juárez, "volvió a la carga con sus discursos repetitivos sobre la herencia recibida y la salvación económica lograda por el PP junto con su eficaz gestión".

Resumen, por parte de la alcaldesa de Villarrubia de los Ojos, que fue englobado en un apartado magnífico de trabajo "en el que se le olvidó de recordar y hacer referencia a los planes de empleo que llegan desde la Diputación y la Junta de Castilla- La Mancha, que han sido y son tan importantes para muchas familias en nuestra localidad", afirman los socialistas. Igualmente, tampoco se mencionaron en estos discursos las demandas sin solucionar de sus vecinos, sin olvidar los cortes de luz y agua sin aviso previo que ocasionan molestias y pérdidas a empresas, comercios y ciudadanos de la localidad.

Entrado en materia de fiestas, el Partido Socialista de Villarrubia de los Ojos, explica que la desorganización de los responsables de la Ginkana, quedó muy latente ocasionando malos entendidos entre las diferentes pruebas, la semana cultural estuvo “falta” de la auténtica esencia con la que nació hace años, el Mercado Medieval "fue insulso y poco elaborado", y tanto el Concierto de Loquillo, como la Feria en general, "han dejado poco satisfecha a la gente a pesar de las magníficas expectativas de asistencia de público anunciadas a bombo y platillo".

La ejecutiva socialista recuerda que se anunció también "el alegre pasacalles del 7 de septiembre", y que tanto pequeños como grandes, estuvieron esperando “lo de alegre porque la música brilló por su ausencia y el entusiasmo también". Y se preguntan a quién se le echará la culpa este año y si el fallo fue de la música o de la organización, cuya previsión "falló" igualmente en la venta de entradas de la corrida de toros, error por el cual, tanto a los niños como a los jubilados se les cobraron 35 euros por entrada en lugar de los 18 estipulados, "con la excusa de que no había entradas cuando en ningún momento se expuso que éstas estaban limitadas".

Datos sobre toda una serie de errores, que evidentemente, como insisten los socialistas de Villarrubia de los Ojos, no aparecen en el balance de Fiestas, y por los que consideran que la concejala de festejos, Rosa Redondo, debería dimitir después de cinco años en dicho puesto. Y declaran que al PSOE de Villarrubia de los Ojos le gusta que prevalezca la verdad de los acontecimientos y que el equipo de gobierno local se haga eco de las quejas y reivindicaciones de sus vecinos.