PROVINCIA-LA SOLANA

Hipotecas y cláusulas suelo dispararon las demandas en la OMIC durante 2017

La Oficina de Información al Consumidor de La Solana vivió un 2017 más intenso de lo normal. Baste con decir que las demandas de consumo subieron un 35 por ciento respecto al año anterior, exactamente 679 más. Así lo refleja la memoria, presentada este martes en rueda de prensa.

La mayor parte de esas demandas fueron consultas, en concreto 1.900, un 26 por ciento más. Las 701 restantes fueron reclamaciones, un 70 por ciento más. Las razones de tal avalancha tienen que ver con los bancos, según explicó el técnico de consumo, Antonio García-Catalán. Tanto que más de 6 de cada 10 reclamaciones (458) fueron por este motivo y casi la mitad de las consultas (912). Hipotecas y cláusulas suelo son los principales asuntos objeto de la demanda.

La factura eléctrica es el segundo motivo de demandas, aunque a distancia. En 2017 hubo 87 reclamaciones y 436 consultas. La telefonía y el agua son las siguientes en el ranking, con 50 y 35 reclamaciones, respectivamente, y 53 y 80 consultas.

Por segmentos de edad, un 20 por ciento de las demandas las hacen mayores de 60 años, sin duda el sector más vulnerable. Y el modo sigue siendo presencial en casi todos los casos, un 96 por ciento. “Los consumidores prefieren venir a la oficina y sentarse en la mesa con nosotros”, recordaba el técnico. La vía telemática es residual.

Una vez más, las mujeres también son mayoritarias en las consultas con un 62 por ciento, y los hombres en las reclamaciones con un 67 por ciento. El matiz, importante, es que muchas reclamaciones vienen a nombre del marido pero las presentan sus parejas. Los servicios se llevan la palma a la hora de las demandas de consumo con un 95 por ciento. Muy por detrás está el sector alimentación y productos industriales.

Valga el dato de que todas las reclamaciones gestionadas por la OMIC solanera en 2017 movieron 796.713 euros, lo que arroja una media de 1.113 euros por reclamación. El montante ha subido un 663 por ciento respecto al ejercicio anterior.

En esa memoria también se recogen otras actividades celebradas por la OMIC, como talleres en colegios, charlas informativas o presencia semanal en medios de comunicación. Por cierto, el técnico destacó que las subvenciones recibidas en la Oficina desde otras administraciones públicas, al margen del Ayuntamiento, han sido cero.

Protección pública de bienes y servicios

La concejala de Consumo, Alejandra Delgado, quiso poner en valor la importancia social de los consumidores en la economía mundial. Y en el ámbito local, el trabajo que desde hace tantos años hace el Ayuntamiento “para que los ciudadanos cuenten con protección pública en los bienes y servicios, y son muchos los que acuden cada día a la OMIC”. Por su parte, el director de la OMIC, Santiago García-Cervigón, cree que los solaneros “reconocen cada vez mejor sus derechos y obligaciones como personas consumidoras y que disponen de la OMIC como medio próximo y eficaz”. Eso sí, cree que el 15 de marzo obliga a insistir en una actuación responsable para ejercer esos derechos, por ejemplo en asuntos como la luz o los bancos, que copan gran parte de las demandas y consultas.  

Las actividades para este Día del Consumidor tienen varias vertientes: presencia en los medios a través de cuñas en la radio y televisión local, además de dípticos informativos y actos públicos. Estos últimos se centran en una charla en la Asociación de Mujeres y la entrega de premios del maratón fotográfico.