REGIÓN

Cospedal: “Cuando se ponen en marcha medidas de calado nacional, diferenciarse es un error"

La presidenta de Castilla-La Mancha, María Dolores Cospedal, ha afirmado  “cuando se hace un esfuerzo muy importante por parte del Gobierno de España y por los gobiernos autonómicos para poner en marcha medidas con calado nacional es un error empezar a diferenciarnos porque sólo crea confusión y eso no es bueno para la economía”.

A su juicio, “en este barco tenemos que ir todos juntos y el que pretenda salvarse solo casi seguro que no se salva”. Por ello, Cospedal ha señalado que  en Castilla-La Mancha no se adelantará la paga extra a los funcionarios que el Gobierno de España se ha visto obligado a suprimir debido a la situación económica por la que atraviesa nuestro país.
Tras su intervención en los Desayunos de ABC, Cospedal se ha pronunciado sobre otras cuestiones que le han planteado  los medios de comunicación. Así, con respecto a los afirmaciones que apuntan a una posible crisis de Gobierno, la presidenta ha afirmado que no tienen “absolutamente nada de ciertas” al tiempo que ha declarado sentirse “muy orgullosa” de los consejeros que conforman el Ejecutivo regional porque “tienen una gran categoría profesional  y académica y han demostrado  muchas cosas a lo  largo de su vida”.
Concretamente, Cospedal ha subrayado que “si hay dos consejeros que se están batiendo el cobre en dos consejerías especialmente sensibles, son los titulares de Educación y Sanidad y Asuntos Sociales, que  lo están haciendo extraordinariamente bien con un alto coste personal”.
 
PAC y Liberbank
Asimismo, sobre los pagos de ayudas de la Política Agraria Común (PAC), Cospedal ha señalado que, aunque aún está en curso el proceso de negociación,  “es posible que Castilla-La Mancha no pierda una cantidad importante de fondos ya que hay muchos países además de España que se han pronunciado en el sentido de que si la reforma no va a ser consensuada a lo mejor no hay que tocar el tema de la PAC en relación con los repartos”.
La presidenta también ha sido preguntada sobre la situación de los trabajadores de la entidad financiera Liberbank y en este sentido, ha recordado que cuando ella era la líder de la oposición de Castilla-la Mancha, el PP se opuso a la proceso de disolución de Caja Castilla-La Mancha  porque “no había ningún plan de garantía sobre los puestos de trabajo  y todo el mundo lo firmó, el Gobierno y los sindicatos”.
En este sentido, Cospedal ha asegurado que “el  Gobierno de Castilla-La Mancha hará lo que pueda para que Liberbank haga su ajuste perjudicando lo menos  posible al empleo en la región” pero  ha recordado que “la capacidad del Gobierno es nula en cuento a poder fáctico porque la Caja de Castilla-La Mancha no existe”. “Algo que nunca se quiso contar bien para que los ciudadanos creyeran que la Caja seguía existiendo”, ha criticado.
Cospedal ha recordado además que “el riesgo que tenía Caja Castilla-La Mancha la hacía insostenible mucho antes de que se conociese la situación del resto de la banca española”.