REGIÓN

El Gobierno regional trabajará para revitalizar la atención a los mayores y dependientes en zonas rurales

La consejera de Bienestar Social, Aurelia Sánchez, calificó de “imprescindibles y necesarias” las residencias de mayores y centros de día, que deben existir en comarcas y zonas rurales de Castilla-La Mancha.

Reunión de Aurelia Sánchez con los alcaldes de la Sierra de Alcaraz
Reunión de Aurelia Sánchez con los alcaldes de la Sierra de Alcaraz

Sánchez realizó estas declaraciones, tras la reunión mantenida con los alcaldes de Vianos, El Ballestero, Lezuza y Molincos, municipios donde hay residencias “construidas, equipadas y preparadas”, y que sin embargo, están paralizadas, y sin ofrecer servicios a estas poblaciones.

Las residencias de Vianos, El Ballestero y Lezuza, cuentan con 16 plazas para mayores dependientes en cada localidad, y diez plazas más, respectivamente, en sus centros de día o estancias diurnas. La residencia de Molinicos es algo mayor, con 20 plazas para mayores y otras diez en su centro de día.

El compromiso de la Consejería de Bienestar Social es trabajar para lograr revitalizar toda la atención que los mayores y dependientes necesitan de la Administración regional, especialmente en zonas rurales.

Este encuentro se desarrolló en el Ayuntamiento de Vianos con la presencia del alcalde de esta localidad, Francisco José Torres; el alcalde de El Ballestero, Daniel Martínez; el alcalde de Lezuza, Alfonso Avendaño; la alcaldesa de Molinicos, María Dolores Serrano, y el delegado de la Junta de Comunidades en Albacete, Pedro Antonio Ruiz Santos.

Todos los alcaldes trasladaron al Gobierno regional, la importancia de abrir estas residencias y centros de día, en municipios con altos índices de envejecimiento, que necesitan impulsos para su desarrollo económico y social. Además, de esta manera, se evitarían desplazamientos de muchos mayores que acuden a las residencias de Albacete, Villarrobledo, Hellín, Riopar, Balazote o Yeste. 

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad