REGIÓN

Marta García destaca la reserva de 10 Hm3 para futuros regadíos recogida en el Plan de demarcación del Segura

La consejera de Fomento de Castilla-La Mancha, Marta García de la Calzada, ha expuesto ante el Pleno de las Cortes regionales los logros obtenidos en la demarcación de la cuenca del Segura, que recoge como novedad una reserva de 10 Hm3 para futuros regadíos sociales, principal demanda de nuestros regantes, lo que significa que se podrán transformar en regadío unas 3000 hectáreas de riegos sociales en la provincia de Albacete.

2013112817-Marta Garcia de la Calzada en Pleno Cortes3 (Copiar)

Durante su intervención, Marta García ha resaltado el incremento total del seis por ciento de las asignaciones y reservas de los recursos hídricos para Castilla-La Mancha dentro del nuevo plan del Segura, teniendo en cuenta que se trata de una cuenca deficitaria que afecta a 34 municipios de la región y a una superficie de regadío de aproximadamente 40.000 hectáreas. Comparado con el aprobado en 1998, en el que se contemplaron 196,48 Hm3/año, el nuevo Plan Hidrológico recoge un total de 208,46 Hm3/año, que beneficiará a 34 municipios de la provincia de Albacete.

La consejera ha lamentado la poca implicación de los anteriores gobiernos socialistas en este asunto, dado que el nuevo proceso de planificación de la demarcación del Segura se inició en el año 2007, con la apertura del periodo de consulta del Estudio General de la Demarcación, y tres años después no se había aprobado el informe preceptivo sobre el Esquema Provisional de Temas Importantes (EPTI) ni el Esquema definitivo de Temas Importantes (ETI).

“Y ahí se quedó el Gobierno socialista de España”, ha remarcado la consejera, quien ha constatado que el anterior Ejecutivo en Castilla-La Mancha se limitó a realizar una serie de alegaciones al EPTI y a plantear un recurso ante el Tribunal Supremo relativo al ámbito territorial del plan, que además fue desestimado.

Datos destacados en el nuevo plan

La titular de Fomento ha elogiado el trabajo realizado “con seriedad y rigor” por los gobiernos del Partido Popular, gracias a lo que se ha logrado un beneficio de 10,56 Hm3/año en esta demarcación para Castilla-La Mancha, destinados a abastecimiento y usos industriales y energéticos no conectados, lo que supone un incremento de más de 4,5 Hm3/año. A su juicio, estas cifras demuestran la priorización en la garantía de las necesidades de suministro de agua para consumo humano.

Para usos de regadío y ganadero se destinan 144,29 Hm3/año, con la novedad de la reserva del 10 Hm3/año, otorgada para la creación de nuevos regadíos, así como la suma de caudales mínimos en los ríos Segura, Mundo y Taibilla a su paso por la provincia de Albacete, que se eleva a los 53,61 Hm3/año.

La consejera de Fomento ha evidenciado la determinación y el impulso del Gobierno de España para -en apenas dos años- sacar adelante 13 planes de cuenca, en los que el Gobierno de la presidenta Cospedal ha participado activamente defendiendo los intereses de la región en las 7 demarcaciones que afectan a la Castilla-La Mancha.

Los resultados de esta planificación han supuesto un gran avance para Castilla-La Mancha porque, según ha expuesto Marta García, si se compara la reserva total de los recursos hídricos procedentes de las distintas demarcaciones de la región, que asciende a 4.231,76 Hm3/año, con la contenida en los planes hidrológicos aprobados en 1998, ésta aumenta en un 11,2 por ciento.