SOCIEDAD

El Pleno de junio iniciará los trámites para la urbanización de la calle Torrecillas de Valdepeñas

Calle Torrecillas
Calle Torrecillas

Valdepeñas dará comienzo a gestiones para la urbanización de la calle Torrecillas, lo que supone la transformación de la entrada y salida oeste de la ciudad a través de unas obras que se ejecutarán por tramos. Será uno de los temas que previsiblemente se aprobarán el próximo lunes en el Pleno ordinario del mes de junio que se celebrará de manera telemática, con siete puntos esenciales en su orden del día.

Concretamente, dentro de las modificaciones presupuestarias, el portavoz de Gobierno, Francisco Delgado, ha precisado que se encuentra la inversión de 175.000 euros para obras de reposición en la vía pública y 300.000 euros que comprenden la urbanización de la calle Torrecillas en su fase 1, desde la calle Constitución hasta la calle Peinados. “Una zona con un tránsito evidente de vehículos y personas que necesita ser revitalizada desde el punto de vista urbanístico y residencial, y con esta actuación ponemos ya la cantidad necesaria para poder llevar a cabo la tramitación y llevar a cabo su urbanización en la primera fase”, manifestó.

Por otro lado reseñaba también modificaciones presupuestarias de 75.000 euros para el Plan de Tormentas Fase 1, para su ejecución entre la rotonda de los Donantes de Sangre y Avenida del Vino, así como 28.000 euros para dotar de material informático al aula de promoción económica.

Además se prevé aprobar el contrato para la renovación del Servicio de Ayuda a Domicilio que presta la ciudad a 250 usuarios. El portavoz de Gobierno subrayaba que es “un contrato muy importante, cualitativo y cuantitativo, porque está destinado a personas que necesitan un servicio tan esencial y porque el importe del contrato, con las prórrogas incluidas que serían hasta 2023, es de 2.035.080 euros”.

Medidas contra la COVID-19

La sesión plenaria también contempla la aprobación de las medidas económicas para hacer frente a la crisis de COVID-19 y reactivar la economía de la ciudad. “Se crea una exención y una modificación respecto al pequeño comercio y actividades hosteleros que conllevan la derogación de las tasas”, señalaba Delgado, entre las que se encuentra la suspensión, al menos hasta 2021, del cobro de la tasa de mesas y sillas que pagan los establecimientos de hostelería de la ciudad por ocupar espacio público con sus terrazas así como la de venta a través de ventanas y la tasa de apertura de establecimientos de hasta 150 metros cuadrados. También quedarían exentas otras ocupaciones en vía pública como la de carteles que anuncian ofertas en los establecimientos y el impuesto de construcciones, instalaciones y obras.

En otro orden de cosas, y a preguntas formuladas de manera telemática por los periodistas, Delgado adelantaba que los paraguas decorativos de las calles no se instalarán este año para derivar todos los recursos necesarios a implementar medidas contra el impacto de COVID-19, a la que Valdepeñas se suma además con banderas a media asta durante diez días de luto oficial. Por otro lado ha señalado que solo se han registrado incidentes puntuales por concentración de gente o en establecimientos con el inicio de la Fase 1 del estado de alarma.