SOCIEDAD

Repartidas en Valdepeñas 5.000 mascarillas destinadas a la protección de los menores

Foto de entrega de mascarillas
Foto de entrega de mascarillas

El Ayuntamiento de Valdepeñas ya ha repartido de manera gratuita por los domicilios de la localidad cerca de 5.000 mascarillas destinadas a menores de 0 a 14 años, con el objetivo de poder protegerlos con estos elementos de seguridad difíciles de encontrar adaptados a su fisonomía.

La cifra responde al número de menores de entre 0 y 14 años empadronados en la localidad, que cuentan ahora con estas mascarillas que han sido confeccionadas a través de la Universidad Popular y grupos de voluntarios, y repartidas por agentes de la Policía Local y la agrupación de voluntarios de Protección Civil.  

Unos elementos de protección que se han fabricado con material homologado frente al COVID-19 y lavable adquirido por el Consistorio. Así lo recordaba el alcalde de Valdepeñas, Jesús Martín, apuntando que “compramos una tela que nos va a permitir fabricar hasta 55.000 mascarillas. Una tela de 120 gramos, que es justo el doble del gramaje que tienen las mascarillas al uso y que podemos encontrar en el mercado, en aras de proteger al niño y a la niña con mayor cuidado del que tengamos que hacer los adultos, porque un niño puede salir a la calle y en su instinto de afecto acercarse a otros niños y por eso necesitamos más protección”.

El Consistorio ha habilitado un correo electrónico para atender posibles incidencias sobre el reparto, que se ha desarrollado atendiendo al padrón municipal de la localidad. Los que no hayan recibido este tipo de mascarillas se pueden poner en contacto enviando un mail a [email protected], indicando la incidencia con datos personales, teléfono y dirección completa.

Hay que recordar que los menores deben salir a la calle siempre acompañados de un adulto, ya sean padre, madre o persona cuidadora. Deberán cumplir las normas de distanciamiento, entre 1 y 2 metros, no podrán utilizar las zonas de juegos infantiles de plazas y parques y deberán evitar tocar superficies para evitar su posible contagio.