REGIÓN

Los socialista de la región reconocen el esfuerzo hecho por el presidente García-Page en estos dos años y hablan de un futuro "ilusionante y esperanzador" para C-LM

Dirigentes del PSOE de Castilla-La Mancha han recibido con satisfacción y esperanza el discurso que hoy ha hecho el presidente García-Page en el Debate del Estado de la Región. Y es que, en su opinión, hoy hemos podido comprobar cómo la región tiene futuro porque tiene al frente a un presidente con una prioridad, recuperar social y económicamente la región después de la nefasta gestión de Cospedal.

En opinión de la vicesecretaria y portavoz del PSOE regional, Cristina Maestre, hoy hemos podido comprobar que "Castilla-La Mancha tiene un presidente con prioridades y con palabra" pero sobre todo, "con hechos, porque gracias a su gestión se está reconstruyendo la región, después de coger el testigo a un gobierno,( el del PP de Cospedal), que asoló nuestra tierra".

Para Maestre, "el presidente está imprimiendo su impronta y ésta no es otra que la de una persona pegada a la tierra, con alma y con la obligación moral de estar con los más vulnerables, con los más necesitados". Y vaticinaba, "su prioridad es ésta y lo será en lo que quede de legislatura" a tenor del discurso hecho por el presidente en el Debate del Estado de la Región.

Pero, todos ellos, han destacado el compromiso del presidente con lo que ha sido una obsesión durante estos dos años, el empleo. Tanto los presidentes de las diputaciones de Albacete, Ciudad Real y Toledo, Santiago Cabañero, José Manuel Caballero y Álvaro Gutiérrez, como las alcaldesas de Toledo, Milagros Tolón, y de Tomelloso, Inmaculada Jiménez, han insistido en el acierto del nuevo Plan Extraordinario por el Empleo que ha anunciado García-Page "tan necesario para nuestros vecinos" y que beneficiará a 60.000 parados.

En palabras del también secretario provincial del PSOE de Ciudad Real, José Manuel Caballero, "frente a los cuatro años de Cospedal en los que machacó a la provincia de Ciudad Real, con recortes y con desprecios, ahora tenemos mucha confianza en el gobierno del presidente García-Page". Coincidía con él su homologo en la provincia de Toledo. Gutiérrez destacaba que "el jefe del ejecutivo ha hecho una radiografía perfecta de lo que nos encontramos al llegar al gobierno, de todos los logros alcanzados en sanidad, educación, en desarrollo económico o en servicios sociales".

Pero, después del gran esfuerzo hecho "recuperando la región y el bienestar de los castellano-manchegos", todos ellos ponían el acento en los anuncios y medidas que tiene previsto llevar a cabo el ejecutivo regional. Por lo que, en palabras de Gutiérrez, "ha dejado ver un futuro inmediato extraordinariamente ilusionante y esperanzador".

Por su parte, el presidente de la Diputación de Albacete, Santiago Cabañero, ha argumentado que García-Page se patea cada día la región, la conoce y conoce los problemas de su gente. Pero, lo que es más importante, "lo que hoy le hemos oído al presidente no son promesas, sino hechos porque muchos ya lao está llevando a cabo". Además, ha destacado el compromiso del jefe del ejecutivo de "destinar a educación más presupuesto que la media nacional".

Para el diputado nacional por la provincia de Toledo, José Miguel Camacho, la intervención del presidente ha dejado muy claro a los ciudadanos así como al PP de la región, "que hay otra manera de gobernar, con alma y pensando en los problemas que tiene la gente de nuestra tierra". Para Camacho, "esa es la obligación de un presidente y García-Page así lo está ejerciendo" no así su antecesora.

En palabras de la alcaldesa de la capital regional, Milagros Tolón, "estamos en la senda de la recuperación de los servicios públicos que tanto se habían vulnerado durante la anterior legislatura". Además, insistía "también se ha hablado de nuevas inversiones para nuestra tierra" sin olvidar el alegato que ha hecho García-Page en defensa del Río Tajo

Para la alcaldesa de Tomelloso, "hemos podido ver a un presidente que es pleno conocer de la realidad de Castilla-La Mancha y que tiene un compromiso firme con sus gentes y con los que peor lo están pasando".

Por todo ello, concluían "la valoración nos puede ser más que positiva. El presidente ha demostrado que quiere a Castilla-La Mancha y que apuesta porque siga avanzando con ese compromiso firme que tiene con sus ciudadanos".